jueves, 7 de junio de 2012

La Iglesia se ha convertido en España en la única voz frente a los desmanes del poder.


HE RECIBIDO EL SIGUIENTE E-MAIL:


 JUAN LUIS : la historia de Luis no es excepcional. Pero para los no creyentes quizá resulte inverosímil. Luis podría llevar una vida cómoda. La fortuna familiar y su prestigio profesional se lo garantizan. Cuando le conocí no tenía problemas laborales, ni económicos. Es ingeniero, ejercía un puesto de responsabilidad en una consultoría internacional y todos sus amigos le considerábamos el clásico ejemplo del triunfador. 


De eso hace 18 años. Hoy el Padre Luis no es dueño ni de su propio tiempo. Suele decir que eso, el tiempo, es lo último que le quedaba y que se siente llamado a entregarlo también a los demás. Por eso se marchó a África, donde vive, y cada vez que marco la X en la declaración de la renta, veo su cara alegre y serena y doy gracias a Dios por habernos dado pastores tan santos y por haberme permitido conocer a tantos sacerdotes que han hecho y hacen lo indecible por mi salvación. JUAN LUIS , defiendo a la Iglesia porque ilumina mi vida. 


Y por eso marco la X en la casilla del IRPF, y te invito a hacer lo mismo, seas católico o no: Yo también marco la X de la Iglesia... 
- Porque la Iglesia está llena de Padres Luis y tú, JUAN LUIS , conoces a algunos de ellos. 
- Porque la Iglesia se ha convertido en España en la única voz frente a los desmanes del poder. 
- Porque la fe de los cristianos, de todas las iglesias cristianas, es en los albores del tercer milenio la misma que, tras la devastación de las invasiones bárbaras en la Europa de la alta Edad Media, se convirtió en baluarte de la razón frente a la oscuridad del fanatismo. 
- Porque existe un programa de destrucción de los valores cristianos y de todos sus símbolos y su representación jerárquica y España es uno de los lugares donde se está ensayando. Porque marcando la X de la Iglesia sé con absoluta seguridad que ni un céntimo de mi dinero va a parar a extrañas organizaciones de cuentas opacas y que todo se destina al sostenimiento de la Iglesia y a los proyectos pastorales y sociales. 
- Porque no me sentiría cómodo dentro de la Iglesia sin colaborar económicamente para el sostenimiento de las 23.000 parroquias que hay en España, los 18.000 misioneros en 147 países, los 850 monasterios de clausura, los 200 hospitales y ambulatorios, las 300 guarderías, los 900 orfanatos, los 1.600 centros de acogida y reinserción, los 365 centros especiales de reeducación social, los 300 consultorios y centros para la defensa de la vida y la familia.

TÍTULO DEL LIBRO

Sobre la tiranía. Veinte lecciones que aprender del siglo XX

On Tyranny: Twenty Lessons from the Twentieth Century ANTONIO R. RUBIO 19.JUN.2017 ACEPRENSA Disminuir Aumentar Facebook Twit...